Publicidad institucional sin sal

Publicidad institucional sin sal

Seguro que más de una vez has visto un evento, en vivo o por televisión, en el que había publicidad institucional de un Ayuntamiento, del Gobierno de una comunidad autónoma, de un país, etc. Muchas veces, este tipo de publicidad institucional consiste simplemente en el logotipo del correspondiente Ayuntamiento o Gobierno impreso en una lona, en una valla, en un vinilo, en un photocall, en la camiseta de un deportista… Es muy común ver estos ejemplos en eventos deportivos, como partidos de fútbol, baloncesto, balonmano, etapas de vueltas ciclistas… ¿Verdad que los has visto?

Personalmente, siempre he pensado que este tipo de publicidad está muy desaprovechada, que le falta sal. Y cuanta más repercusión tiene el evento, más desaprovechada está. Más sal le falta.

Ponte en situación: estás viendo un partido de baloncesto, por ejemplo, en la tele y en el suelo de la cancha han pegado el logotipo del Ayuntamiento de CiudadX, donde se juega el partido.  Tú lo ves y tu cabeza le dedica unos segundos a hacer algunas interpretaciones: se trata de una instalación municipal y por eso han puesto el vinilo del Ayuntamiento. O a lo mejor el Ayuntamiento patrocina al equipo de casa y, a cambio, le permite colocar ese vinilo. O igual se trata de una competición organizada en esa ciudad y con ese vinilo el Ayuntamiento quiere hacer saber que ha financiado la organización. O quizás simplemente responde a que el Ayuntamiento quiere promocionar su ciudad… Como las interpretaciones son muchas, tu cerebro no lo tiene muy claro, y sigue a lo que le interesa, a ver el partido y a ver si tú te diviertes viendo un buen espectáculo.

¿No crees que se podría aprovechar mejor esta inversión publicitaria para, por ejemplo, vender los atractivos turísticos de la zona? ¿No hubiera sido más rentable haber puesto ‘¡Ven a CiudadX, patrimonio de la humanidad!’, que simplemente ‘Ayuntamiento de Ciudad X’? Yo lo tengo claro.

Y, como te comentaba antes, cuanta más repercusión tiene el evento y más espectadores lo siguen, más se está desaprovechando la oportunidad. Ponte en el caso de que el evento se televise o, simplemente, que haya un medio de comunicación que tome unas imágenes que luego se publiquen en Internet, donde cualquier persona de cualquier lugar del mundo puede tener ese impacto publicitario de la CiudadX…

Por supuesto, que no todas los Ayuntamientos o Gobiernos lo hacen mal. Afortunadamente, hay muchos ejemplos de instituciones que lo llevan haciendo bien mucho tiempo.

Este artículo solo pretende ser una reflexión en voz alta de lo que yo considero que es un error muy común con muy fácil solución. ¿No crees?

Una marquesina-cafetera en Chicago

Una marquesina-cafetera en Chicago

Recientemente, un amigo estuvo en Chicago y, como sabe que nos dedicamos a la publicidad, la comunicación y el marketing, nos mandó esta foto de una curiosa marquesina de autobús que se encontró paseando por la ciudad del viento.

Como puedes ver, Nespresso ha ido más allá de lo que habitualmente se suele ver en publicidad exterior y, literalmente, ha «plantado» una cafetera en la marquesina del autobús. ¡Qué pena que no tenga un botoncito para servir un cafecito mientras esperas al autobús! Seguro que los habitantes de Chicago lo agradecerían…

Tampoco estaría mal que nos pusieran una de estas en Logroño, ¿verdad? Pero que dé café, claro, jeje.

Más publicidad para quedarse sentado… en Zaragoza

Más publicidad para quedarse sentado… en Zaragoza

Hace unas semanas, te contaba que había descubierto una curiosa forma de expresión publicitaria en un pueblo de La Rioja llamado Pradillo. Pues bien, ayer me encontraba paseando por el Parque Grande José Antonio Labordeta, de Zaragoza, cuando, me topé con otra estupenda colección de bancos decorados con mosaicos pintados con publicidad de antaño.

Te ensañamos tres fotos que saqué para que puedas apreciar la singularidad de estos bancos. Son muy similares a los de Pradillo, aunque con dos diferencias. La primera de ellas es que los bancos de Zaragoza tienen publicidad tanto en el respaldo (por los dos lados) como en el asiento, mientras que los de Pradillo, solo la llevan en un lado del respaldo. La otra diferencia es el estado de conservación. Los respaldos de los bancos maños están mejor conservados que los riojanos, si bien los mosaicos de la parte del asiento tampoco están muy bien.

Como te decía en el anterior artículo, si tienes información sobre esta original forma de hacer publicidad en los bancos o conoces otros ejemplos, por favor, compártelos con nosotros.

bancosZaragoza bancosZaragoza2 bancosZaragoza3

El buen rollo vende

El buen rollo vende

Hace unos meses, el trabajo me volvió a llevar a la tienda de Copy Laser, en Calvo Sotelo (Logroño). Hacía tiempo que no visitaba este establecimiento, uno de los primeros (si no el primero) que hubo en Logroño dedicado a fotocopias. Estaba buscando un servicio de impresión muy concreto y acabé allí, donde me lo ofrecieron.

En mi regreso a Copy, pude ver cómo ha evolucionado su negocio. Es mucho más que un lugar para hacer fotocopias, ya que prestan un montón de servicios de impresión y reprografía. Sin embargo, no fue esto lo que más me llamó la atención. Lo que realmente me impresionó fue el buen rollo que transmiten las dos personas que trabajan allí (quizás estés pensando que son amiguetes míos y que escribo este post para hacerles publicidad, pero la verdad es que ni siquiera sé sus nombres).

Están continuamente bromeando y vacilando con los clientes y también entre ellos. Así que si te toca esperar, lo haces con una sonrisa en los labios oyendo como le «toman un poco el pelo» a la señora que tienes delante. Y cuando te toca a ti, seguro que también te hacen sonreír. Y todo ello sin dejar ni un solo segundo de hacer su trabajo (no vayas a pensar que aquello es un circo).

Precisamente, el estresante ritmo de trabajo que tienen es lo que, en mi opinión, hace que sea más meritorio ese buen rollo. Porque, normalmente, el estrés suele transmitir tensión y quien lo padece está para pocas bromas.

Como te comentaba al principio, fui allí porque necesitaba un servicio concreto que otros negocios similares no me ofrecían, y sigo yendo con frecuencia porque necesito ese servicio todos los meses. La verdad es que es un placer pasar un rato allí con ellos.

Si tienes que imprimir algo o hacer fotocopias, te recomiendo la experiencia de ir allí para contagiarte de su buen rollo.

Pienso que el trato al cliente, y hacer que se sienta a gusto, es tan importante o más que cualquier campaña de publicidad o marketing. Desgraciadamente, hay empresas que invierten mucho dinero en comunicación y luego, cuando vas a comprar a su establecimiento, te quitan las ganas de volver.

Si conoces casos de buen rollo, similares al de Copy, por favor, compártelos con nosotros.

Publicidad para quedarse sentado, en Pradillo (La Rioja)

Publicidad para quedarse sentado, en Pradillo (La Rioja)

El otro día, mi amiga Bea me descubrió una curiosa y original muestra de publicidad al aire libre que existe en el pueblo de Pradillo (La Rioja). Quizás ya la conozcas, pero, si no es así, te diré que se trata de una colección de aproximadamente una docena (no los conté) de bancos de piedra, colocados a ambos extremos de la carretera que comunica La Rioja con Soria y que atreviesa el pueblo.

Cuando paramos a verlos, ya era de noche, así que las fotos no son muy buenas (si vuelvo a pasar haré unas mejores), pero puedes ver que se trata de anuncios realizados en mosaicos colocados sobre los bancos. No sé en qué año se realizaron, pero intuyo que hace mucho, mucho tiempo, ya que los anuncios son de negocios riojanos con mucha solera (la mayoría ya no perviven).

Lamentablemente los mosaicos se encuentran en bastante mal estado, aparentemente más por el maltrato que por el hecho de estar a la intemperie. Ojalá el Ayuntamiento de Pradillo decida un día restaurarlos, porque creo que merecería la pena. Estos anuncios son testimonio de una época: tanto de los comercios que había (que siempre es bonito recordar) como de un estilo de hacer publicidad. Además, no creo que haya muchas muestras de publicidad tan originales en España. Yo, al menos, no las conozco.

Si sabes algo más sobre estos bancos (cuándo se hicieron, quién los hizo, etc.), te animo a que lo compartas con nosotros.

*Bea, gracias por el descubrimiento. María, gracias por la foto.

Bancos con publicidad en Pradillo